Jacques Grange: ecléctico por excelencia.

17/12/2014 | Actualidad

A los 70 años y recién terminando su trabajo en el hotel Marks en el Upper East side de Nueva York, Jacques Grange es uno de los decoradores más relevantes de esta época. 
En su portfolio o agenda hay desde 6 casas en Francia y Marruecos para Yves Saint Laurent y su pareja Pierre Bergé, (los conoció vía Andy Warhol)  un penthouse en Manhattan para Valentino, o interactuar con Ronald y Aerin Lauder, Francois Pinault, Isabelle Adjani, Carolina de Mónaco, o Francis Ford Coppola para una villa y hotel en Italia.
En los años 60, luego de trabajar un tiempo con Henri Samuel, que tenía entre sus clientes a los Vanderbilt o los Rotschild, y conocer los estándares más altos de calidad para públicos ultra selectos, abrió su propio estudio en 1966 en el local de un anticuario, Didier Aren: Cuando la gente llegaba  a comprar muebles del s. XVIII, tenía la oportunidad de quién complementara el trabajo y así se hizo un nombre entre la élite parisina.
Su primer gran trabajo fue para la hermana del Sha de Iran: de allí en más todo fue a lo grande.
En 1980 adquirió el apartamento con vistas al Palais Royal en Paris, que fuera de Colette para hacerlo su residencia, el cual organizó respetando el espíritu del lugar.
Su estilo, mezcla de tradicional con contemporáneo muta según el cliente y contexto, lo cual lo hace bastante versátil.
Para Valentino en su penthouse en Manhattan:
Para YSL y P.Bergé:
Uno de sus trabajos que más nos gustan son las oficinas de Aerin Lauder, nieta de Estée Lauder, quien lanzó su propia línea de cosméticos y accesorios de decoración: un mix perfecto entre objetos propios de Aerin, otros heredados de su familia y otros con un toque más moderno.
El Marks Hotel en New York también se despojó de interiores más clásicos para aggiornarse con un impactante estilo.
Si les interesa ampliar más info, hay libros editados con su obra, como éste: Jacques Grange Interiors
Compartí en las redes